«Al año siguiente fuimos al lugar donde apareció Miguel y aún había flores. No hicimos más que llorar, llorar…»

Mari Mar Blanco comparte por primera vez su recuerdo del momento en que visitó con su madre el enclave de Lasarte-Oria donde fue hallado herido de muerte su hermano Miguel Ángel Blanco.

«Fuimos porque mi madre quería ir. Saqué fuerzas y le acompañé. Una única vez. Fue un momento muy doloroso para nosotros. Todavía había flores…»

DIARIO VASCO (09/07/2022)

Ver artículo completo »

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.