La Fundación Miguel Ángel Blanco participó ayer, 6 de febrero de 2012, en la IV Jornada organizada por el Observatorio Cubano de Derechos Humanos.

El acto tuvo lugar en la Plaza de la República Dominicana, Madrid, a las 19.00h.

Fundación Miguel Ángel Blanco, 6 de febrero de 2012

Intervención Acto del Observatorio Cubano de Derechos Humanos,

4ª Jornada: un millón de firmas en Reclamo de la libertad de prensa y el respeto a los Derechos Humanos en Cuba

Buenas tardes a todos y gracias al Observatorio Cubano de Derechos Humanos por su amable invitación. Es para la FMAB a la que represento un honor y una alegría poder compartir con todos ustedes este acto por la Libertad.

Nos encontramos en la Plaza de la República Dominicana donde el 14 de julio de 1986 ETA asesinó a doce guardias civiles, hiriendo a setenta y ocho ciudadanos más de diversa consideración. Estamos en un lugar lleno de simbolismo, marco del horror y también referente de la lucha de las víctimas, víctimas que llevamos décadas exigiendo un final del terrorismo basado en la Justicia y en la Verdad, en contra de la impunidad y el olvido que muchos quieren imponer cerrando en falso la historia de ETA.

Este es el lugar de la Memoria y de la Resistencia pacífica contra el terrorismo que las víctimas, junto a muchos ciudadanos españoles, emprendimos para poder contar a nuestros descendientes que nosotros sí estuvimos aquí, defendiendo la racionalidad, el sentido de una vida libre y plena sin esclavitud, en contra de los fanatismos de todo tipo, protegiendo la convivencia y la pluralidad de aquellos que utilizan la vida humana como moneda de cambio.

En este lugar y por iniciativa de la Fundación DANAES en el año 2008 se inauguró este monumento por la Libertad que representa la lucha democrática contra el totalitarismo terrorista y el valor cívico y ejemplar de sus víctimas.

Por tanto este es un lugar idóneo para reclamar la libertad, de cualquier causa democrática en contra de la imposición y la dictadura de cualquier signo.

La FMAB otorgó el Premio a la convivencia Miguel Ángel Blanco en el año 2010 a la asociación Damas de Blanco, mujeres, valientes, decididas a no callar, a no someterse, como esta mujer que representa la escultura, que se han alzado para defender la dignidad humana, la libertad de credo e ideología y las libertades políticas. Su causa es nuestra causa, así como la causa del Observatorio Cubano de Derechos Humanos, una iniciativa imprescindible para defender la justicia contra la impunidad de los tiranos que bajo cualquier coartada quieren aniquilar la esencia del ser humano: su ansia de civilización.

Queridos amigos del Observatorio y demás asociaciones por la libertad en Cuba, ¡cuenten con nosotros!, su lucha es la nuestra, aprendemos de ustedes y les acompañamos en esta batalla cívica y por lo tanto ética y política por la Libertad. Siempre de su lado para denunciar los atropellos de la dictadura de Castro, siempre de su lado para darnos fuerzas, la razón está de nuestra parte y esto nos mantendrá en pie y con nuestras convicciones intactas.

Muchas gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.